¿Tu 'smartphone' funciona peor en verano? Consejos para evitarlo

¿Has notado que tu móvil funciona peor en verano? Puede ser cierto, te explicamos por qué y como evitarlo.  

El que más y el que menos aprovecha el verano para hacer planes diferentes. Los viajes, las vacaciones, quedadas con amigos, los días de piscinas o los largos paseos en busca de Pokemons, son quizá los momentos predilectos para tener un móvil cerca. Pero cuidado, los smartphones no se lo pasan también en tus escapadas veraniegas.

Para cualquier dispositivo electrónico el calor no es bueno. El calentamiento del aparato puede afectar a las baterías, procesador, carcasa y pantalla, y por tanto al rendimiento del móvil. Existen aplicaciones que te avisan si tu móvil ha cogido demasiada temperatura, pero para evitarlo apunta estos consejos. 

  •  No lo dejes al sol: parece evidente pero aun así lo hacemos. Si no dispones de una sombra donde guarda el smartphone conviene que lo apagues. Un sobre calentamiento puede hacer que el procesador se ralentice y sobre todo que la batería deje de funcionar correctamente. Habitualmente una batería no debería pasar los 60 grados, la temperatura óptima es de unos 20--25 grados. Sus compuestos químicos podrían alterarse y consumir la batería mucho más rápido. Además el drenaje que se producirá en la batería impedirá prácticamente cualquier uso habitual. Una exposición prolongada a altas temperaturas puede reducir seriamente la vida útil de una batería. Si no te queda más remedio que tener el móvil cerca, el modo avión puede ser una buena solución para evitar que se caliente demasiado.  Además de en la playa y en la piscina, debes vigilar que tu móvil no esté expuesto al sol en terrazas o en el coche, la pantalla sufre enormemente.
  • Cuidado con los golpes y el agua: ¿a quién no se le ha caído el móvil alguna vez? En verano por el tipo de actividades que realizamos es habitual que nuestro móvil sufra más. Si decides guardarlo en una mochila o bolsa asegurarte de que este protegido y no se golpee o caiga con facilidad. Protege la pantalla y la carcasa para evitar sustos. Y si estás en la playa evita la arena y el agua, SIEMPRE.
  • Suelta el móvil y disfruta del verano: todos sabemos que nuestros dispositivos son mucho más que simples teléfonos. La mayoría los usamos para hacer fotos, ver series, jugar, trabajar… Ten en cuenta que el móvil no tiene ventilador, como un ordenador, por tanto si abusas de su uso a altas temperaturas es probable que acabes por quemarlo. También vigila qué tienes abierto, es recomendable cerrar todas las aplicaciones y apagar ciertas funciones como el GPS, Bluetooth…
  • Fuera fundas
    :sobre todo las de silicona. Aunque suene extraño, si tienes que tener el móvil en lugares con altas temperatura es mejor tenerlo sin funda.  Así la refrigeración del aparato será más sencilla. Como alternativa podemos usar los 'bumpers',  son unas protecciones que rodean el móvil pero no tapa  la carcasa trasera, amortigua golpes pero no concentra tanto el calor.
  • Cuidado al cargar el móvil: seguro que después de un día de playa tu móvil necesita carga. Pues bien no le enchufes al llegar, deja que se enfrié un rato. Tampoco pongas a cargar el móvil en lugares donde haga calor, si usas baterías externas nunca las uses si estás al sol y por supuesto evita jugar al móvil mientras se carga, ya que puede sobre calentarse

Mitos, verdades y consejos para alargar la batería

Si algo no nos gusta ,y es la asignatura pendiente de los fabricantes, es que se nos acabe la batería. Además del calor, la durabilidad de las baterías tiene bastante que ver con cómo hacemos uso de los dispositivos. 

Las baterías de litio son muy 'frágiles', pues se deterioran con bastante facilidad.

La vida útil de las baterías depende mucho de cómo las tratemos.Según algunos estudios si nuestro móvil se expone a altas temperaturas su autonomía empeora hasta en un 15 %. Según los expertos para alargar el uso de las baterías es recomendable:

  • Poner a cargar el móvil antes de que llegue al 5 %. Antes no era así. De hecho, se recomendaba dejar que el móvil se descargara para volver a realizar una carga completa. Lo cierto es que ahora no es necesario, ya que las baterías de litio no tienen ese efecto memoria
  • Desenchufa el cargador una vez que llegue al 100%. No es aconsejable tener el móvil enchufado de forma prolongada. Los ciclos de cargas completos no son necesarios. Poner a cargar el móvil con un 17% y desconectarlo con un 83%, no es mejor que ponerlo al 0% y quitarlo a 100%,  no afectan al rendimiento de la batería. Evita dejar cargando el móvil por la noche al irte a dormir, 8 horas es demasiado.
  • Si no vas a usar el aparato es bueno dejarlo con un 40% de batería aproximadamente, amplía su durabilidad.
  • No te la jueges con las falsificaciones: comprar cargadores o baterías no homologadas tiene sus riesgos. Funcionan peor y ciertos fallos electrónicos podrían acabar con tu móvil.
  • Lo que no se usa, fuera: si quieres ampliar el tiempo que dura la batería lo mejor es bajar el brillo de la pantalla, deshabilitar las notificaciones, quitar GPS y servicios del estilo, quita el modo vibración, limita la cantidad de apps en segundo plano, no abuses de los juegos, quita el WIFI y la conexión automática, no andes cerrando y abriendo aplicaciones constantemente y si no necesitas el 4G desconéctalo.