Nuevas tendencias en la vida móvil

Mariano Martínez dio unas pinceladas sobre cuáles serán los dispositivos móviles de un futuro más bien cercano. Aunque la comercialización de smartphones crece a ritmos espectaculares y su evolución tecnológica es más que palpable, el director of Global Terminals Portfolio of Telefonica Group avanzó que «cuando los ‘wearables’ dispongan de conectividad, nos olvidaremos del móvil».

 

Además de hablar del ecosistema móvil, ha adelantado las nuevas tendencias...

Efectivamente, he hablado de los smartphones del futuro, algunos de los cuales estarán a la venta, posiblemente, estas navidades...

 

Cuente, cuente...

Un ejemplo son los nuevos terminales de Windows, que aprovechan la plataforma Windows 10. Nos van a permitir no tener que viajar con un portátil. Con un teléfono que disponga de suficiente potencia podré ejecutar los diferentes programas que utilizo habitualmente. Allá donde haya un teclado podré conectar mi smartphone y trabajaré, exactamente igual, que con un PC. Eso lo veremos antes de estas navidades. Hay otras cosas que tardarán más en llegar, aunque todas las tecnologías -pantallas enrrollables o plegables, por ejemplo- están ya disponibles, pero ahora el reto es su disponibilidad comercial. Hace unos años, las gafas de realidad virtual costaban entre 299 y 399 euros; ahora, en navidades, tendremos gafas de realidad virtual para nuestros smartphones a 99 euros.

 

Ha avanzado que el competidor real para los móviles son los ‘wearables’...

Cuando los ‘wearables’ dispongan de conectividad, nos olvidaremos del móvil. Ahora, muchos de estos dispositivos ‘llevables’ necesitan estar conectados con el smartphone por ‘bluetooh’ o mediante cualquier otra tecnología, pero en el momento que tengan una tarjeta SIM, real o virtual, podrán estar siempre en conexión. El reto es la batería. Son dispositivos muy pequeños, con baterías de 400 miliamperios, que les impide estar mucho tiempo conectados...

 

¿Se han preguntado dónde está el límite?

Es una gran pregunta, que nos hacemos habitualmente. Si analizamos ciertos teléfonos, como el Z5 de Sony, con 4K, es imposible que el ojo humano perciba su calidad de imagen. Estamos en el límite donde la percepción sensorial del ser humano ya no distingue estos niveles de detalle. Creo que para los usuarios, actualmente, lo más importante es no tener que cargar su smartphone en dos o tres días, y si lo tienen que hacer, que sea en 5 minutos.

Nike

Sobre el autor