Con vocación investigadora

Eduardo Pérez es otro claro ejemplo de universitario español, en este caso vallisoletano de Foncastín, que decide dedicarse a la investigación pero que debe emigrar a otro país, Alemania, para que su formación -una Ingeniería Superior en Electrónica, un máster de Investigación en Tecnologías de la Información y las Comunicaciones y un doctorado en esta misma especialidad, con mención Cum Laude- sea reconocida. Fue durante su estancia en el Grupo de Caracterización de Materiales y Dispositivos Electrónicos de la UVa, que le acogió para hacer el proyecto fin de carrera de Ingeniería Electrónica, donde se planteó su futuro.

 

Helena Castán y Héctor García dirigieron su tesis doctoral y le acogieron en su grupo de investigación ¿y a partir de ahí?

Descubrí que mi vocación era la investigación. Fueron ellos también quienes me orientaron en los pasos a seguir para alcanzar el objetivo de convertirme en investigador. Se tradujo en la realización de mi tesis doctoral en el seno de este grupo, orientándola al estudio de defectos en sustratos semiconductores utilizados para la nueva generación de células solares fotovoltaicas.

Más de cuatro años después, este grupo de investigación de la UVa, muy a su pesar, no puede ofrecerle su continuidad... ¿Qué decide?

Decido irme allá donde se me valore como investigador. Alemania era un país que se presentaba como potencia en investigación en dispositivos electrónicos, y la posibilidad de poder irme a vivir a Berlín me atraía mucho. Finalmente tuve la suerte de encontrar una plaza allí…

 

Le contrata uno de los laboratorios más prestigiosos de Europa...

Sí, me contrata IHP Microelectronics, que depende de la Asociación Leibniz, una de las grandes asociaciones de centros de investigación de Alemania junto a la Fraunhofer, Max-Planc… Buscaban a una persona con amplia experiencia en caracterización eléctrica de dispositivos electrónicos, en este caso orientada a dispositivos RRAM -la alternativa más prometedora para sustituir las memorias que se utilizan en los pendrive, por poner un ejemplo-. Yo había pasado más de cuatro años en un laboratorio de estas características y trabajando en este sentido, aunque sobre dispositivos fotovoltaicos. Sin embargo, casi un año antes de doctorarme, el grupo de Helena Castán había empezado a dar sus primeros pasos en el estudio de estos dispositivos RRAM, lo que me permitió estar familiarizado con ellos. Ahora, mi día a día consiste en realizar medidas eléctricas sobre dispositivos de este tipo que han sido fabricados utilizando diferentes procesos, de modo que nos permita determinar cuáles muestran las prestaciones más adecuadas para que sea posible su uso en masa y su comercialización.

 

Su presencia en este laboratorio alemán ha permitido tender puentes con el de Helena Castán...

Efectivamente, el laboratorio de Helena Castán y su grupo cuenta con una amplia gama de equipos de medida (incluidos algunos de los que disponemos en IHP) con los que hay implementadas múltiples técnicas de caracterización de materiales y dispositivos semiconductores, algunas de ellas originales del grupo. Puesto que el problema de este grupo siempre ha sido la necesidad de muestras dada la imposibilidad de fabricarlas en la UVa, y que algunas de sus técnicas complementarían las utilizadas en IHP, se vio una oportunidad de colaboración que podría beneficiar a ambos grupos.

 

La fuga de cerebros de España, ¿es un problema únicamente económico?

Yo creo que sí. Me parece vergonzoso lo que se esté haciendo en España en este caso concreto. Llevan a cabo una una gestión de los recursos tan lamentable que se invierten muchos de ellos en tener a gente muy bien preparada, pero luego no se les dotade los medios necesarios para poder hacer valía de esta preparación en el país.

 

¿Qué tendría que ocurrir para regresar a España?

Que se valorara el trabajo de investigación tanto como parece que se hace en otros países. Ahora mismo no está en mi mente volver. Me gusta mi trabajo y la ciudad en la que vivo y no veo en el horizonte una situación que me vaya a permitir volver a España si quiero dedicarme a lo que me gusta y a lo que he dedicado tantísimo esfuerzo.

Mens Flynit Trainers

Sobre el autor