Uno de cada tres menores apuesta online alguna vez al año

Uno de cada tres menores de entre 11 y 18 años ha apostado en internet alguna vez en el último año y un 6,8 por ciento de ellos presenta ya algún trastorno relacionado con este tipo de juego, según un estudio realizado entre 2.691 alumnos de 16 centros escolares de siete comunidades autónomas.

Esta es una de las conclusiones del estudio realizado por el grupo de investigación de Ciberpsicología de la Universidad Internacional de La Rioja (UNIR) y docentes de las del País Vasco y Deusto, lo que permitió crear un cuestionario para diagnosticar el trastorno por juego patológico online entre adolescentes y conocer su prevalencia.

La muestra, que se desarrolló en 16 centros escolares de Secundaria de Asturias, Castilla y León, País Vasco, Aragón, Comunidad Valencia, Madrid y Castilla-La Mancha. El 33 % han reconocido haber apostado en internet alguna vez, siendo la mayoría de sexo masculino.

Los resultados del estudio señalan que el 6,8 % de los que admitieron haber apostado online alguna vez sufría algún riesgo o trastorno relacionado con los juegos de azar a través de internet.

Las facilidades para desarrollar este tipo de apuestas en cualquier momento y lugar, sin necesidad de desplazamiento físico; su anonimato, su mayor porcentaje de premios y su rapidez, ya que en escasos minutos se inician y terminan las partidas, lo convierten en un atractivo entretenimiento para los menores. Pero esta modalidad es más adictiva que las apuestas tradicionales y puede derivar en un trastorno por juego patológico, han considerado los investigadores.

Está problemática está asociada con complicaciones de salud mental, como la depresión y el uso de sustancias adictivas, sobre todo alcohol; además de con problemas de personalidad narcisista, síntomas de estrés y ansiedad y distorsiones cognitivas.

Y es que, en las edades donde se produce una mayor prevalencia de las apuestas online –entre los adolescentes y los jóvenes estudiantes universitarios– es donde son más vulnerables al desarrollo emocional y cognitivo y a los problemas de comportamiento.

Además, se pudo comprobar que aquellos diagnosticados con un trastorno de juego patológico online se asociaban a unas puntuaciones significativamente mayores de estrés, ansiedad y depresión que quienes no tenían este diagnóstico.

Womens Running Shoes & Running Clothes

Sobre el autor